miércoles, 3 de noviembre de 2010

Rezos y música caracterizaron celebración de Todos los Santos

• Los cementerios de la ciudad de La Paz se vieron abarrotados de familias íntegras.
• La Policía y la Guardia Municipal fueron responsables del orden y seguridad en los camposantos paceños.

Los creyentes de Bolivia despidieron a medio día del martes con rezos, cantos, música de mariachis, folklore y sicuris a las almas de los difuntos del mundo terrenal dentro de la celebración de la tradición de Todos los Santos.

Como es tradición al mediodía del 2 de noviembre, se despide al alma con rezos y cantos y se divide los panes, las frutas y dulces entre los presentes, que deben elevar una plegaria y pedir “que se reciba la oración”.

La tradición culminó con una visita a los cementerios de la ciudad de La Paz, donde descansan los seres queridos que han partido y en el que los “risiris” y las plañideras oran por las almas y reciben como pago panes y frutas.

Asimismo, familias íntegras visitaron a sus seres queridos en los cementerios de “Las Llamitas” de la zona de Agua de la Vida (Periférica), el Cementerio General (zona Norte) y Cementerio Jardín (zona Sur) para despedir a los difuntos que, según la tradición, llegaron del más allá, para participar de los rituales nacionales.

Miles de personas se congregaron para formar parte de los rituales en los camposantos, motivados por las creencias que heredaron desde sus abuelos; espiritualidad, lágrimas y mucha fe caracterizaron la jornada precedente.

MARIACHIS Y GLOBOS

En el Cementerio Jardín, participaron alrededor de mil personas de la ceremonia religiosa, quienes al acorde de las melodiosas notas de un grupo de mariachis arrancaron las lágrimas de los asistentes.

Al finalizar la misa, los dolientes, envueltos en un ambiente de recordación, escribieron pequeños mensajes para cada uno sus seres queridos, que luego fueron pegados a un grupo de globos blancos que formaron un ramillete y previa bendición de parte del párroco que ofició la misa, fueron soltados hacia el cielo.

“Esto lo preparamos con un mes de anticipación aproximadamente. Son detalles que se merecen nuestros seres que ya partieron al más allá. Sentimos que así se debe rendir homenaje y no escatimamos detalles para las almas”, dijo Ramiro Montalvo, técnico de esta necrópolis.

SICURIS Y T’ANT’AWAWAS

En los cementerios Las Llamitas y General, la característica de la jornada fueron las tradicionales t’ant’awawas y demás repostería que simbolizaron esta tradicional celebración.

Los familiares en medio de la unión espiritual abren espacios para que los visitantes ocasionales, mayormente niños migrantes, puedan elevar algunos cánticos en aymara y oraciones a cambio de las masitas, frutas y comida que convierte una vez al año a los cementerios en lugares festivos y “vivos”.

Grupos de sicuris también forman parte de esta tradición paceña, quienes ejecutan tonadas mientras la familia recuerda en silencio a sus familiares y seres queridos que partieron al más allá. La mezcla de las tonadas y el sentimiento general, muchas veces hace que la gente derrame unas lágrimas, para luego dar paso a la repartición de comida y panes entre los presentes.

FESTIVIDAD

DE TODOS LOS SANTOS

La festividad de Todos los Santos, se remonta a tiempos muy antiguos y constituye una de las actividades religiosas más arraigadas de la cultura de los bolivianos, quienes motivados por su creencia visitan los cementerios para recordar y honrar a familiares que ya partieron a la otra vida.

De acuerdo a la tradición, el 1 de noviembre se reciben a las almas que llegan al mediodía, visitan la Tierra durante 24 horas y se despiden luego de que los familiares elevan oraciones de recordación.

Posteriormente, se visita el cementerio llevando un ramo de flores para rendir un homenaje y donde además, se prepara una mesa con las ofrendas para dárselas a los visitantes, que generalmente llegan del campo, a cambio de oraciones y cánticos.

“Las almas de nuestros familiares nos acompañan desde que llegan a las 12:00 horas del 1 de noviembre hasta el mediodía de la jornada siguiente y se puede sentir su presencia lo que parte de la creencia de cada uno y debemos recibirles bien ya sea mediante la mesa que se arma en nuestras casas y en los cementerios”, explicó David Mendoza.

2 comentarios:

  1. Hola y Buenos días...
    Le escribo para consultarle si conoce o sabe de alguna agrupación, sea autóctona o de la región del altiplano que tenga canciones con referencias a lo que es la fiesta de Todos Santos. Le agradecería bastante este dato ya que busco componer una obra de teatro con ella. Nuevamente gracias.

    ResponderEliminar
  2. Hola y Buenos días...
    Le escribo para consultarle si conoce o sabe de alguna agrupación, sea autóctona o de la región del altiplano que tenga canciones con referencias a lo que es la fiesta de Todos Santos. Le agradecería bastante este dato ya que busco componer una obra de teatro con ella. Nuevamente gracias.

    ResponderEliminar